Prevenir y paliar la artrosis

La artrosis es un tipo de artritis. Esta última es un término general que no significa otra cosa que la inflamación en nuestras articulaciones.

Se trata de una dolencia que padecen, sobre todo, las personas mayores y se produce, principalmente, en las articulaciones de las caderas, las manos y las rodillas. También afecta a la columna vertebral.

Por qué se produce la artrosis

Es una dolencia muy extraña antes de haber cumplido los cuarenta y muy normal después de los sesenta. Durante mucho tiempo se consideró que la degeneración en las articulaciones y, por tanto, la artrosis, era un proceso natural que se producía con el envejecimiento. En la actualidad, se conoce que la edad es uno de los factores principales, pero no es el único.

Además de la edad, otros factores de riesgo para padecer artrosis son la obesidad y el ser mujer. La falta de ejercicio físico o la predisposición genética pueden también desencadenarla.

Síntomas de la artrosis

El principal síntoma de que estás sufriendo artrosis es el de que sientas un dolor que va a peor con la realización de alguna clase de esfuerzo y que se alivia a través del descanso. El dolor es mucho peor al acabar el día y después de periodos largos de inmovilización. Hay personas que empeoran también con los cambios bruscos de clima.

Según la dolencia va progresando, el dolor puede hacer aparición con actividades de cada vez menor intensidad y, de forma ocasional, puede tener lugar incluso cuando se está en reposo.

Medidas de paliación de la artrosis

Entre las medidas de prevención destacan la pérdida de peso, el ejercicio físico, la ejercitación de la articulación afectada o el uso de muletas y bastones. Igualmente, la educación postural es una medida básica. Así, reducimos la tensión en el músculo y facilitaremos la relajación. Se aconsejan también las duchas calientes, a través de un chorro de agua a presión, en las articulaciones afectadas.

La alimentación tiene una especial relevancia en la prevención. Hay que evitar un excesivo aporte de carbohidratos y controlar el consumo de fructosa y otros azúcares. Se debe asegurar un aporte correcto de vitaminas A, C y E. Por ejemplo, las hortalizas de hoja verde y las verduras cuentan con vitamina C. Esta neutraliza los efectos de los radicales libres en las articulaciones.

En edades avanzadas, la artrosis puede dar lugar a una incapacitación. Además, en el momento en que se instaura la enfermedad, no se recomienda la realización de movimientos que causen dolor. Existen remedios para el alivio de los síntomas de la artrosis como es el caso del uso de salvaescaleras en casa. De esta manera, se dicen adiós a los problemas de movilidad y no se fuerzan las articulaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Teléfono: 900 374757 www.salvaescaleras.com salvaescaleras@thyssenkrupp.com
Síguenos: